fbpx

¿Ansiedad?

El miedo y la angustia no te deja pensar con claridad, la mente te bombardea con pensamientos, con ideas catastróficas, dibujando siempre el peor escenario posible. Es tan fuerte esta sensación que a veces te falta el aire, y sientes que este miedo te abruma, convirtiéndose en un ataque de pánico. Al encontrarte en esta situación cambia tu forma de pensar y de ver el mundo, que se presenta como un lugar inhóspito y hostil.

La ansiedad es un sentimiento acompañado de angustia, miedo, temor o inquietud, entre otros. Usualmente esta asociada al futuro o a algo que puede ocurrir. Puede tener impactos en el cuerpo físico y hacer que sudes, te sientas inquieto y tenso, o tener palpitaciones. En un grado tolerable, puede ser también una reacción normal al estrés; por ejemplo, puedes sentirte ansios@ cuando te enfrentas a un problema difícil en el trabajo, antes de tomar un examen o antes de tomar una decisión importante. 

Si bien la ansiedad ayuda a enfrentar una situación de desafío o peligro, además de darte un impulso de energía o ayudarte a concentrarte, para las personas con trastornos de ansiedad estas sensaciones no son temporales y pueden ser abrumadoras.

(Ansiedad en tiempos de pandemia ¿Qué es y como gestionarla?)

Ansiedad como tratarla

Las medicinas psiquiátricas que se prescriben para la ansiedad pueden ser antidepresivos, inhibidores de la recaptación de serotonina. ¿Esto qué significa? Son medicamentos que hacen que el cuerpo no absorba la serotonina por lo que tendremos más cantidad en nuestro organismo, y esta es la encargada de hacernos sentir bien, o ansiolíticos como las benzodiacepinas que hacen que las sinapsis neuronales actúen mas despacio, tranquilizan la mente, pero al final  nos termina poniendo un poco lentos.

Lo que sucede es que, como la mayoría de las medicinas psiquiátricas, se centran en disminuir el síntoma y no en realmente sanarnos. Nuestro trabajo es encontrar qué nos sucede, cuáles son los detonantes, cuál es la herida que hoy no nos permite vivir en plenitud, bien podemos acudir a un terapeuta, o hacer nuestro trabajo e indagar, preguntarnos, tratar de ir hacia adentro para descubrir dónde está la espina que hoy nos está tallando.

Sea que acudamos a un terapeuta o que decidamos hacer nuestro trabajo solos, contamos con una gran herramienta que es el Rapé. El Rapé potencializa nuestro trabajo personal, lo primero que hace cuando lo aplicamos es silenciar nuestra mente, los pensamientos se calman y podemos sentirnos, vernos, contactar con nuestros temas interiores y con nuestro ser esencial.

Lo que sea que nos está haciendo vivir la vida temeros@s, ansios@s, la herida que tenemos escondida, solo tiene poder sobre nosotros porque no la tenemos consciente, ella desaparece en el momento en que la observamos, la trabajamos y la soltamos. Muchas veces estas heridas son muy dolorosas o estamos muy aferrados y no queremos soltar, es ahí cuando tenemos que tomar la decisión consiente de si queremos seguir cargándolas o si decidimos seguir adelante, sea cual sea la decisión que tomemos nuestra vida va a cambiar, lo haremos de forma consiente y esto nos empodera frente a ella, nos cambiará la mirada y podremos vivir desde otro lugar.

Advertencia

Quiero advertir a quien decida acompañar su trabajo con la medicina, que este no es un trabajo para inocentes ni para los excesivamente jóvenes (me refiero a aquellos que, tengan la edad que tengan, han permanecido a resguardo de la vida y han tomado pocos riesgos). 

Al contrario, es para aquellos que han experimentado en algún momento las inevitables inclemencias y contrariedades del vivir; para los que conocen el amor, pero también el desamor, la alegría, pero también la tristeza; para los que han tenido la suerte de cometer errores, equivocarse mucho o poco, sentirse culpables alguna vez y, sobre todo, ser menos buenos de lo que hubieran deseado. 

Y para los que tienen o han tenido dificultades, porque ellos si han dado con lo “esencial humano”, aquello que nos permite crecer y convertirnos en personas reales.

elemento diseño cuadrado

Ojalá este trabajo siembre semillas de amor y felicidad. Si así fuere, y si unas pocas enraizaran y llegaran a florecer (¡espero que justamente en ti!), habría valido la pena.

elemento diseño cuadrado

El Rapé, que es el nombre con el cual la mayoría de nosotros conoce esta medicina, en realidad es conocido por los pueblos indígenas como Romé Potó. Esta medicina ancestral se prepara con ta-baco combinado con una o varias plantas, minerales y también cortezas y cenizas volcánicas, que conforman una sutil alquimia, hasta conseguir un finísimo polvo, con un propósito específico.

Dependiendo de la concentración de los componentes cada Rapé trabaja a diferentes niveles Energéticos, Físicos, Mentales y Emocionales. Su uso Permite una Relajación Total, Aquietando el Pensamiento. Esta Medicina Ancestral nos permite un profundo estado de concentración, nos trae firmeza y claridad para poder estar presente en el aquí y ahora.

 Recorre todo el cuerpo con un cosquilleo adormeciendo y distendiendo las inútiles tensiones que a veces automáticamente mantiene nuestro cuerpo fruto de vivir en un falso estado de alarma preparados constantemente para reaccionar ante el «peligro». Con el rapé el cuerpo afloja todas sus tensiones quedando en un estado óptimo para meditar, es por ello que esta herramienta se ha convertido en la puerta de entrada de muchos meditadores hacia su mundo interno

Para aplicarnos el rapé necesitamos de un aplicador también llamado kuripe, es necesario hacerlo con este implemento ya que en el rapé recibimos una exhalación y no una inhalación, contrario a lo que nos imaginamos.

Esta exhalación representa la muerte, la muerte a tu antiguo yo que renace nuevamente desde un lugar diferente cada vez que usamos la medicina, es aceptarnos como seres cambiantes, en continuo desarrollo.

Una vez hemos adecuado nuestro espacio debemos reservar mínimo 20 minutos de nuestro tiempo para nuestra sesión de medicina, tomamos aire profundo, sostenemos la respiración, ponemos la parte más larga del aplicador en la nariz y la más corta en la boca y soplamos, esto lo hacemos en ambas fosas nasales.

Una vez nos aplicamos la medicina nuestra mente queda en silencio y aprovechamos estos 20 minutos para bucear en nuestra alma, donde encontraremos las heridas que hoy no nos dejan vivir en plenitud.

Uno de los beneficios de la forma de uso del rapé es que al proyectarlo pasa acariciando la glándula pineal y a medida que lo vas utilizando esta se va descalcificando y te vas a dar cuenta lo claro que empiezas a escuchar a tu intuición.

(Tres técnicas efectivas para gestionar tu ansiedad)

Preguntas frecuentes

Mientras lo uses con respeto, tratándolo como lo que es, una medicina sagrada y trabajes directamente con tu intuición, esto es solamente haciendo uso de el cuándo escuches su llamado, y no lo uses recreativamente, el rapé no te va a generar ni adicción, ni dependencia y lo más bonito es que tampoco te genera resistencia (no es que cada vez necesites mas cantidad).

El rapé no es un medicamento, no puede ser recetado o prescrito, no existe una posología o un protocolo a seguir. No es un tratamiento como lo podríamos entender con nuestra visión de la medicina alopática. Debes ver el rapé como una herramienta que potencializa y acompaña tu trabajo personal.

Si trabajas con constancia, si haces caso a su llamado y le dedicas mínimo 20 minutos a bucear en tu alma en cada sesión de rapé, te podrás dar cuenta de las maravillas que obra en ti cada vez que lo usas, no debes esperar nada.

No debes dejar de tomarlos, el rapé no va en contra de ningún medicamento. 

Muchas veces los síntomas son tan fuertes que la vida se nos torna infernal, el rapé no se encarga de los síntomas, él se encarga de ayudarte a sanar realmente, si sientes que los síntomas son demasiado terribles sigue tomando tus medicamentos mientras trabajas el rapé, cuando hagas consiente lo que te mortifica te darás cuenta y sabrás cuando dejar de tomarlos.

Diferenciemos las diferentes acepciones de la palabra droga, bien podemos entenderlo como un medicamento que es una sustancia que nos tomamos para tapar un síntoma mas no para sanar, por ejemplo, si me duele la cabeza me tomo algo para el dolor. También podemos tomar su acepción negativa y relacionarlo con algo como la cocaína, que se entiende como una sustancia que te saca de ti y te causa daño.

Nosotros llamamos al rapé como una medicina, como el yage, el peyote, la wachuma… que son regalos que nos hace la madre tierra, herramientas para poder ir al fondo de nuestra alma a sanar.

El efecto de rapé es de relajación total. No es usual que produzca visiones, aunque si puede suceder.
Recorre todo el cuerpo con un cosquilleo adormeciendo y distendiendo las inútiles tensiones que a veces automáticamente mantiene nuestro cuerpo fruto de vivir en un falso estado de alarma preparados constantemente para reaccionar ante el «peligro».  Con el rapé el cuerpo afloja todas sus tensiones quedando en un estado óptimo para meditar

El uso continuo de rapé no tiene ningún efecto secundario, lo que recomendamos es usarlo con respeto, no es para uso recreativo, nunca olvidar que es una medicina sagrada. Trabaja siempre con tu intuición, sigue su llamado y cuando no te llame respétalo y no lo trabajes, el sabra cuando llamarte de nuevo.

No deberías usar rapé si no sientes su llamado, si lo que quieres es “probar”, ten paciencia ya te llegara tu llamado.

A nivel físico las personas que sufren de presión baja deben usar el rapé en muy poca cantidad y no se recomienda su uso en mujeres embarazadas.

Es igual en el sentido de que el rapé y el yage son medicinas ancestrales sagradas, regalos de la pacha mama a nosotros sus hijos para que nuestro paso por este mundo sea placentero y agradable.

En lo demás son diferentes, el rapé es un gran integrador, te ayuda a integrar a comprender tu historia personal, a procesar, a soltar, a desmenuzar y a liberarte.

El yage te desintegra la psique, te desarma, es un proceso muy fuerte, de varias horas de duración. Nunca debes hacerlo en solitario, siempre debes estar acompañad@. Es una experiencia maravillosa para armarnos desde un lugar diferente.

El Rapé puedes hacerlo tranquilamente en solitario, trabajar con tu propia energía es una conexión muy íntima con tu ser esencial.

El rapé es una medicina que puedes hacer tranquilamente en solitario, con toda tranquilidad. Nuestra recomendación es que empieces de menos a más, que te presentes al espíritu del rapé, lo conozcas y permitas que él te conozca, ensaya diferentes tipos de soplo y haces tú proceso siguiendo tu ritmo. A medida que lo vas usando más claro te va hablando tu intuición, trabaja de la mano con ella, permítete escuchar su llamado y vas a ver los increíbles resultados que lograras.

Nosotros creemos firmemente que la medicina sagrada no tiene un dueño, es un regalo de la madre tierra para la humanidad, pero si creemos firmemente que el rapé como toda medicina tiene un territorio y un legado por eso en Ancestrina traemos el rapé directamente de las comunidades, no lo elaboramos ni lo elaboraremos, nuestra intención es respetar a los herederos de esta sabiduría.

No, no lo es, nosotros no facilitaremos medicinas que no tengamos la plena seguridad que podrás manejar en solitario. Nosotros hablamos de que el rapé nos lleva a un estado no ordinario de conciencia, cuando entendemos y aceptamos que la inconciencia es nuestro estado natural, el rapé nos trae al aquí y al ahora, al momento presente. Si en algún momento sientes que te abruma la experiencia, solo debes lavarte la cara con agua fría.

Nosotros traemos los rapes directamente desde la selva en Brasil, trabajamos con 3 comunidades diferentes, los Marubos, los Munduruku y los Yanomani. Esperamos, apenas la pandemia nos lo permita viajar para entablar relación con las comunidades de Acre y así poder traer rapes de los Kaxinawá y los Yamanawa entre otros. Es muy largo el recorrido que hace la medicina, tiene que salir de la selva, y ahora con pandemia esto se ha vuelto mucho más difícil, desde que pedimos la medicina hasta que nos llega pasan casi 3 meses.

Puedes realizar tu pedido a través de la página o si te queda más fácil, manejamos cuenta en Bancolombia, Nequi, Colpatria y Davivienda. Escríbenos para compartirte el número que te quede más fácil.

Todos los días a las 2 de la tarde dejamos los envíos por interrapidisimo.

A ciudades principales te llega al día siguiente, a ciudades secundarias o pueblos y veredas normalmente se demora dos días.

Los envíos son gratuitos dentro de Colombia

No tenemos esa modalidad.

Quiero trabajar en mi y dejar de tener miedo

WhatsApp
1
Chat?
Hola!
En que puedo ayudarte?